Saltar al contenido
Peliculas Malas

Goma 2 (1984)

16/01/2020

Tenemos a bien reseñar en el día de hoy una película emblemática de la España de los ochenta: Goma 2. Dirigida por el sin par José Antonio de la Loma, responsable de cintas míticas como Perros Callejeros (1977), Perros Callejeros II (1979), Perros Callejeros III (1980) y, en una original vuelta de tuerca, Perras Callejeras (1985), firmó la película que nos ocupa con tan solo un año de diferencia respecto a la última citada, la peli maldita que protagonizara en su día la malograda presentadora Sonia Martínez. Pero eso sería tema para otra (jugosa) reseña y hoy de lo que se trata es de hablar de una peli que se lleva la palma en lo que a macarrismo y surrealismo se refiere, una cinta que de ser americana hubiera sido filmada sin ningún género de dudas por nuestra querida Cannon, un film en definitiva reivindicable e inolvidable, una obra maestra de la caspa patria.

José Antonio de la Loma era un experto en el exploitation español. Su fino olfato le permitía localizar los temas candentes de la más rabiosa actualidad y ofrecer en un reducido espacio de tiempo una película apta para captar la atención del público y regocijarse en esos temas populares y polémicos a la par. En Goma 2 rizó el rizo uniendo dos temas que preocupaban bastante a la sociedad española de la época: el terrorismo de ETA y los ataques a los camiones españoles a su paso por Francia.

Para el papel protagonista se eligió al mexicano George Rivero, un actor emblemático de los setenta/ochenta que en la clasificación actoral (de la liga de los mamporros) de nuestro compañero el Asturiano no pasaría de tercera regional ni de torneos interuniversitarios (pachangas de solteros contra casados sería su ubicación más exacta). Curiosamente, en su vertiente deportista real, este recio actor destacaba en el culturismo y el waterpolo llegando en su día a representar a México en los juegos panamericanos. Su presencia física le introdujo en el mundo del cine aunque sus dotes interpretativas fueran limitadas. De todas maneras eso no le impidió labrarse un nombre en su país con diversas pelis y posteriormente currar en EEUU y Europa, trabajando al lado de actorazos como John Wayne, George Peppard y Charlton Heston.

En Goma 2 comparte cartel con la bella Margaux Hemingway, un decrépito Lee Van Cleef y nuestra Anita Obregon en su mejor momento, en el adorable papel de ingenua y entregada esposa que no tiene problemas en ofrecer sus trufas en una escena coital de conversación delirante que da bastante vergüenza ajena.

Sin embargo y pese a tener todos los ingredientes para convertirse en un exitazo, la peli empieza a hacer aguas por algunos lados y ofrece ciertos conceptos que son cuanto menos llamativos (si no ridículos). El prota, supuestamente ex-miembro de la banda terrorista ETA, se hace llamar henchido de orgullo “el español” ante una cuadrilla de gabachos hostiles (supera la distorsionada versión del comando terrorista vista, por ejemplo, en MacGyver). Las conversaciones con Anita son lo suficientemente dantescas como para que cualquiera saliera huyendo. El arsenal explosivo del menda es aparentemente ilimitado y omnipresente, teniendo siempre algún cartucho en el lugar adecuado y anticipándose a cualquier situación, vehículo o localización, sin duda fruto de una mente preclara (o un guionista flipadísimo).

Txema, que es como George se llama en la película, es un chicarrón del norte que tiene un pedazo de camión VOLVO acorde a su virilidad. Nacido en pleno corazón de Bilbao, y con todos los poderes que ello conlleva, tiene a su lado a una supermujer como la Obregón, mito erótico hispano del momento que venía de rodar otra peli que merecería reseña en esta web, Bolero, junto a Bo Derek. Si no habéis visto esta película ya tardáis porque es una joya inclasificable que se deja ver con mucho gusto. En la mencionada escena erótica de Goma 2 y al sensual fuego de la chimenea, Anita le da la buena noticia. Está embarazada y lanza al aire sus planes maritales a la sombra del dinero que está ganando Txema. El futuro se vislumbra feliz.

En este número de Interviu aparecieron las capturas de la célebre escena de la chimenea

Pero al igual que el policía que anuncia su inminente jubilación, las palabras de Ana pronto van a tornarse de mal fario. El arrepentido etarra, que se había acogido a una amnistía, empieza a ser amenazado por sus ex compis del comando terrorista y decide trasladarse a Alemania para empezar de cero. En un alarde de inoportunidad el traslado lo hace en su camión, cargado de fruta para más inri, y ya sabemos lo que pasaba con esos camiones a su paso por el país vecino. En una desagradable y terrorífica escena asistiremos a la quema del camión con nuestra bióloga favorita dentro, pereciendo ella y el bebé (especialmente hiriente es que un par de gendarmes secunden la acción, despidiendo al grupo de gabachos exaltados con el saludo reglamentario).

Comienza aquí una nueva trama, de venganza para más señas y al más puro estilo Charles Bronson de la Cannon. Ayudado de su copiloto, un feriante que posee una atracción de autos de choque (en serio, es así) empieza su espiral de explosiva venganza. A base de bombas del famoso material que da nombre a la peli se carga sucesivamente a cuanto francés quemacamiones se cruza en su camino. Vengará a su familia y de paso castigará con la muerte a aquellos indeseables gabachos que destruían nuestra (penosamente) subvencionada fruta.

Como decía Álvaro, otro columnista que comparte nuestras filias, la escena donde se aprovisiona de los explosivos merece mención aparte y tiene reminiscencias de la fábula del escorpión y la rana que le ayuda a cruzar el río siendo finalmente picada por la naturaleza agresiva del arácnido. Txema, pese a ser un proscrito de la banda, acude a un zulo regentado por un etarra que le debe algún favor. La situación es tremendamente tensa, pero el ex compañero accede y le indica la ubicación de los explosivos. Cuando Txema va a cogerlos le ofrece la nuca y el etarra no puede resistirse a su naturaleza y se dispone a dispararle. La supervelocidad del héroe vasco le ayuda a anticiparse a su ex socio y de un disparo le revienta la jeta. Es el pistoletazo de salida (nunca mejor dicho) a la espiral de sangre que derramará nuestro entrañable Txema. El final de la peli (SPOILER) nos presenta la tétrica esquela aquí abajo reproducida. Si esos franceses bastardos quieren la extradición de Txema Basterreneche que les den mucho por el culo. “Tabien”.

Screenplay and directed by J. Anthony Loma

Este hombre tritura.. destruye.. incendia.. aniquila..

Goma-2 (1984) Action, Drama | 98min | 10 May 1984 (Spain) 4.9
Director: José Antonio de la LomaWriter: Jaime J. Puig, José Antonio de la LomaStars: Margaux Hemingway, Lee Van Cleef, Jorge RiveroSummary: A former terrorist has started a lawful career, being a truck driver. On a trip he ignores the warnings given about the mafia, which leads to them setting fire to his truck, which has his wife on board. This has to be avenged.

Photos


See all photos >>

0 0 votes
Article Rating

Entradas relacionadas

guest
3 Comments
Oldest
Newest Most Voted
Inline Feedbacks
View all comments
El Asturiano
1 year ago

Simplemente glorioso, ya está en lista de la mula con carácter urgente. Lee Van Cleef, Ana Obregón y Renoles 11 turbo, como ofrezca la mitad de lo que promete se va cagar la perra. Ciertamente me estremezco imaginando algo así en manos de la Cannon, ¿un Charles Bronson o un Chuck Norris bilbaíno montando a nuestra Anita? Sería el fin del cine, cualquier película posterior carecería de sentido…

Seryi
Seryi
1 year ago
Reply to  El Asturiano

Ya me contarás q te parece.. Tengo ganas de saber tu opinión sobre tan magna obra.. Nunca anita estuvo tan bella como en esta peli ni hubo tanta explosión seguida en ninguna españolada

El Asturiano
El Asturiano
1 year ago
Reply to  Seryi

Después de haber visionado atentamente esta obra, he de confesar que aún no salgo de mi asombro. Pertenece a esa rara estirpe de películas que suspenden todas y cada una de las materias desglosadas (algunas con un MD bastante alejado del Insu) pero que, curiosamente, al hacer evaluación continua alcanzan el aprobado. Hasta holgado si somos generosos. Para mí el mérito reside en el propio argumento, una historia gloriosamente simple que apela a los más primarios instintos del celtíbero medio: la venganza y el odio al gabacho. Pese a la pobre manufactura general del filme, el deseo de ver a… Read more »